«Elecciones internas» / ¿Puede la imaginación provocar el futuro?